El encanto de las flores secas

¿Quién dijo que una flor sólo es bella si está fresca? Existen multitud de plantas cuyo encanto reside también en el fin de sus días, es decir, cuando están secas. Como si se tratara de una especie de pacto por la eternidad, estas flores se mantienen preciosas después de secarse y regalan oportunidades maravillosas tanto en decoración floral como en ramos de novia. Las flores cortadas son un ejemplo de que puede envejecerse manteniéndose preciosa. Asimismo hay determinadas especies con una belleza natural a la hora de hacerlo.

Eucalipto

Conocido también por sus propiedades para tratar problemas respiratorios, el eucalipto en alguna de sus especies es una de las plantas más recurrentes en la decoración cuando se pretende construir un espacio natural, acogedor y relajado. En ramos de novia otorga un aspecto delicado y sutil cuando se combina con rosas, peonías o tonos claros.

ramo-novia-silvestre

Ramo de novia silvestre de lavanda, eucalipto, viburnum y lisiantum.

© Andaluflor

© Andaluflor

En un jarrón de zinc. Foto ©: Andaluflor

Siempreviva

¿Quién dijo que esta planta era aburrida? ¡Tiene muchísimo juego! Las siemprevivas son una especie perteneciente a las plantas suculentas, a las que ya dedicamos un post repasando sus muchísimas aplicaciones para decoración, especialmente para bodas. Ideales para decoración de interiores, con poca luz e incluso para despistados con las plantas, puesto que son muy resistentes y se mantienen durante todo el año. Aún así, ciertamente las siemprevivas están ahora muy de moda para las bodas: desde la decoración de mesas, hasta del espacio, sin olvidar por supuesto su presencia en ramos de novia e incluso como coronas para el pelo. Acompañadas de un jarrito o adornadas con un lazo de encaje irradian un inconfundible estilo vintage.

PicsArt_04-11-08.01.11

13199094_10207907307813778_1473159548_o

© Javi Hinojosa

Brunia

Sin duda, una de las flores secas más utilizadas en ramos de novia y no por ello menos apreciada: es todo un clásico en las composiciones para novias, sobreviviendo año tras año a modas y cambios de tendencia. La brunia proporciona un toque campestre y muy natural sin quitarle protagonismo al resto del ramo, ahí reside su secreto. Su versatilidad la convierte en el apoyo perfecto para todo tipo de ramos: desde el ramo más romántico y redondito, hasta los estilos más desenfadados.

© Andaluflor

© Andaluflor

Adorno del novio con un poco de brunia. Foto ©  Javi Hinojosa

Adorno del novio con un poco de brunia. Foto © Javi Hinojosa

91

Ramo de novia, algodón, hojas de olivo, brunia y fresia.

Brezo

Recuerda a la lavanda, pero el brezo ha sabido ganarse su propio hueco dentro del mundo de la decoración y los ramos de novia, especialmente cuando se pretende un estilo silvestre o rústico. Aunque está presente durante todo el año, es en las temporadas otoñales cuando alcanza su mejor momento.

© Andaluflor

46

© Andaluflor

200

© Andaluflor

Algodón

Combinado con rosas y alojado en jarritos aporta un aspecto nostálgico, bucólico y rústico, ideal para recrear ambientes cálidos en épocas más frescas, tal como explicamos en nuestro post sobre el uso de algodón para bodas. Así, definitivamente el algodón se ha convertido en uno de los elementos decorativos más interesantes para los eventos nupciales de otoño e invierno. Los ramos de novia más originales también cuentan con él.

96

Ramo de novia, algodón, hojas de olivo, brunia y fresia.

Paniculata

¡Qué decir de ella! Casi es la flor de las bodas y los ramos por excelencia (con permiso de otras flores frescas como las rosas, los lirios o las peonías). Su aspecto delicado se relaciona con la inocencia y la fragilidad, ideal para los estilos más clásicos, pero nada más lejos de la realidad porque la paniculata envejece estupendamente, lo que también la hace ideal para novias de estilo relajado y minimalista. Tradicionalmente se ha usado como relleno de ramos de novia, pero en los últimos años ha ganado protagonismo por sí misma, dando lugar a ramos elaborados exclusivamente con esta planta y por supuesto, como elemento decorativo en bodas.   fotos de iglesias 2012 082

20160401_175153_resized

Ramo elaborado por Andaluflor © Andaluflor

158

229

Como se decía en ‘El principito’, lo esencial es invisible a los ojos. Estas plantas demuestran que aun secas son capaces de transmitirnos preciosas sensaciones, de trasladarnos a diferentes escenarios; nos ayudan a comprender que pese a la belleza de la frescura, todo tiene su propio encanto.

IMÁGENES: © Andaluflor ©Javi Hinojosa . Si vas a usarlas, ¡cítanos! 

Deja un comentario

Tu correo no será público.